Suscríbase

Reciba en su correo nuestras noticias y entérese de lo último de los famosos.

Fernán Martínez y Ricardo Leyva locos por McCartney

Fernán Martínez y Ricardo Leyva locos por McCartney

Revista Jet-Set

Los empresarios Fernán Martínez y Ricardo Leyva son los artífices del concierto que Paul McCartney dará en Bogotá el próximo 19 de abril. Después de superar los escollos de la contratación y del préstamo del estadio, unen esfuerzos por primera vez en sus carreras para hacer realidad el evento musical más importante de la historia del país.
El día que abrieron la taquilla, vendieron 75 por ciento de las boletas, durante las primeras dos horas. Es decir, más de 22 mil. Fotos: Revista Semana y Gerardo Gómez/12.
Por: 12/4/2012 00:00:00
Ricardo Leyva, socio de Fernán Martínez en la aventura de traer a sir Paul McCartney a Bogotá el 19 de abril, lo dice fuerte y claro: “Este concierto hará historia”. Y tiene argumentos para sostenerlo. “Primero, porque el artista es la leyenda viva más grande de la música y cantará temas de Los Beatles, de The Wings y de su carrera como solista. Segundo, porque será un concierto de más de tres horas de duración al que asistirán cerca de 30 mil personas. Y tercero, es histórico por la logística, ya que normalmente se tienen tres o cuatro meses para el montaje de un evento de esta magnitud, pero en este caso la boletería, la publicidad, los patrocinios y la producción se han hecho en menos de un mes”.

Con más de treinta años de experiencia en la industria del entretenimiento, Leyva terminó asociándose con el más exitoso mánager de artistas, Fernán Martínez, después de un sonado pulso por el contrato que traerá a Paul McCartney a Colombia. El documento asciende a los cinco millones de dólares, tres para el artista y dos para la producción.

“Antes de unir esfuerzos cada uno había hecho una propuesta individual. En un pacto de caballeros acordamos no sobrepasar cierto tope en la oferta y compartir la adjudicación del show. Fernán logró el contrato y ahora lo está compartiendo conmigo”, comenta Leyva.

Fernán se embarcó en este proyecto durante un viaje a Bali que hizo con su esposa e hijas. Mientras disfrutaba de unos días de descanso, recibió un correo de su amigo Juan Manuel López, un promotor de conciertos argentino que lo puso en contacto con el tour manager de Paul McCartney. Comenzaron entonces las negociaciones para que la estrella más brillante en el firmamento del pop incluyera a Colombia en los destinos suramericanos de su gira ‘On the Run’, que también contempla presentaciones en Uruguay, Paraguay, Brasil y México.

Martínez, por su trayectoria al lado de artistas como Juanes, Julio Iglesias y sus contactos con las más altas esferas de la industria musical, se impuso ante Leyva y el empresario Juan Pablo Ospina en la puja por traer al roquero británico. Cuando se le pregunta a Leyva por este particular joint venture, este se apresura a responder: “La relación de trabajo con Fernán ha sido excelente. Juntos somos una bomba, trabajamos las horas que sean necesarias. Era el socio que estaba buscando. Me hacía falta alguien que sudara la camiseta como yo acostumbro hacerlo”.

Esta dupla ha logrado sortear exitosamente obstáculos como la falta de un escenario adecuado para hacer un evento de esta magnitud. “En Bogotá no hay un lugar acorde para ofrecer un concierto como estos, el parque Simón Bolívar es insuficiente y ningún otro sitio tiene el aforo requerido”, le dijo Fernán a Caracol Radio.

Después de una sondada polémica en los medios de comunicación por el préstamo de El Campín, finalmente los empresarios lograron convencer a las autoridades distritales de que la gramilla del estadio no sufrirá ningún daño. Para ello, de acuerdo con el contrato suscrito con el Idrd, Martínez y Leyva garantizaron el uso de una cubierta que protegiera la cancha, se comprometieron a no sobrepasar las 0,7 personas por metro cuadrado en gramilla, y aseguraron la misma por un valor de 1.500 millones de pesos. El partido de Santa Fe contra Nacional, programado para el 22 de abril, fue reprogramado junto a los directivos de la Dimayor para el 25 de abril.

En conversaciones con La W Radio, Fernán Martínez agradeció al alcalde de Bogotá, Gustavo Petro, por su apoyo desde Twitter a la realización del concierto. “Sin riesgo no hay gloria”, le dijo el mánager payanés a Petro, quien fue un atento supervisor del contrato y recibió fuertes críticas del Procurador, Alejandro Ordóñez, por permitir el uso del estadio. ?“Desde que se adjudicó el concierto no duermo”, confesó Leyva. “Realmente el estrés y el agite son impresionantes. Tenemos responsabilidad no solo con la gente que compra la boleta, sino con el estadio, porque todos los ojos están encima de ese tema. Por eso, mi primera tarea después del concierto será la entrega de El Campín perfectamente organizado, impecable, porque de eso depende que lo sigan prestando para traer a los Rolling Stones, a U2, a Lady Gaga, a cualquiera”.
LO MÁS VISTO