Suscríbase

Reciba en su correo nuestras noticias y entérese de lo último de los famosos.

El fundador de Waze, un ángel de emprendimientos

El fundador de Waze, un ángel de emprendimientos

REVISTA JET-SET

No es la primera vez que viene a Colombia como conferencista de emprendedores. Su fuerte ha sido siempre el coaching y todo empresario quiere oírlo y consultarlo porque con Waze se anotó el hit de cambiarles la vida a los conductores del planeta. Y también hizo un millonario negocio. Esta es su historia.
Uri estuvo en Colombia invitado por Expomarketing 2016. En su conferencia dijo que cualquier emprendimiento dirigido a solucionar el problema del tráfico en el mundo está destinado a tener éxito.
Por: 30/6/2016 00:00:00

Uri Levine es básicamente un hombre de negocios; un estratega, un maestro; y últimamente, un cotizado conferencista que se presenta en los escenarios de jeans y con una camiseta que dice ‘Enamórate del problema’. No clasifica en la generación de los geeks pero es un ingeniero que antes de pasar al estrellato del mundo tecnológico, se dedicaba a hacer asesorías a los emprendedores en Israel. Y si le preguntan la edad dice que tiene 51 pero es como si tuviera 16.Lo de Waze no fue un golpe de suerte. Empezó en 2008 con dos socios, Ehud Shabtai (el cerebro tecnológico de la sociedad) y Amir Shinar, en su ciudad natal Tel Aviv, donde –como en cualquier gran urbe del mundo– el tráfico es insoportable en las horas pico. Uri, un coach nato, cuenta en todas sus conferencias que odiaba los trancones y que cuando algo incomoda en la vida, hay que solucionarlo para sí mismo y para el resto de la humanidad. Así nació la aplicación en la que los mapas se actualizan en tiempo real gracias a la participación de los usuarios que alertan sobre los atascos, accidentes, bloqueos, policías en la vía, en fin... Toda una revolución en términos de movilidad. El camino no fue fácil, pero es un gran convencido de que entre más fracasos, mejor el emprendimiento. Y así se fue perfeccionando Waze, que cuando empezó a operar fuera de Israel, tuvo tantos problemas de funcionamiento que llegaron a pensar que fracasaría.En 2013 Google les pagó a los socios 1.300 millones de dólares por la app que se ha convertido en una gran red social con más de 250 millones de usuarios en todos los países del mundo. Y Uri y sus secuaces sencillamente siguieron su rumbo en el mundo de los nuevos negocios donde el secreto está en aprovechar los fracasos, que deben ser muchos, para triunfar.Hoy día, con varios millones en su bolsillo, y fanáticos que lo buscan no solo para pedirle consejos, sino también para hacerse fotos con él, Uri se ha convertido en un ángel inversionista de otras aplicaciones en las que ha puesto toda su confianza. De hecho es un fiel convencido de que la verdadera revolución no está en Waze, cuyo objetivo es esquivar trancones para llegar más rápidamente al destino sino en Moovit, una app que informa a los usuarios del transporte público todo sobre las rutas del metro y autobuses y también se alimenta con la información de la comunidad que reporta las mejores rutas, los retrasos, o los disturbios en la vía. Levine dice que es unos años más joven que Waze y su crecimiento más rápido y está seguro de su éxito porque hay más usuarios del transporte público que conductores de automóviles.Y hay más: FeeX, para las pensiones de los jubilados; Roomer para conseguir habitaciones de hoteles a mejores precios; FairFly para tiquetes de avión; y Engie para hacerles revisión técnica a los automóviles, son solo algunas.Uri no vive en Silicon Valley, sigue en Tel Aviv, vive en arriendo y anda en moto para evitar los trancones. Lo suyo, como buen judío, son los negocios, pero dice que no es por el dinero, sino porque realmente le gusta desarrollarlos.

LO MÁS VISTO