Suscríbase

Reciba en su correo nuestras noticias y entérese de lo último de los famosos.

Temporada de abuelos

Temporada de abuelos

Revista Jet-Set

Un baby boom se tomó las altas esferas de la política colombiana. Dentro de poco Álvaro Uribe, Alejandro Ordóñez y Horacio Serpa cargarán a sus nuevos nietos. Mientras que Rafael Pardo debutará como abuelo. Estos experimentados dirigentes están listos para secundar a sus hijos en la tarea de cambiar pañales y sacar a los niños de paseo.
El senador electo Álvaro Uribe Vélez desearía que su segundo nieto sea una niña para poder mimarla y llevarla al campo. Foto: AP
Por: Edición 2807/4/2014 00:00:00
Isabel Sofía Cabrales: espera el segundo nieto de Uribe

Tomás Uribe y su esposa, Isabel Sofía Cabrales, serán padres por segunda vez. Los abuelos Álvaro Uribe y Lina Moreno quieren más nietos.

El apartamento de Isabel Sofía Cabrales y Tomás Uribe en Medellín es un refugio silencioso desde donde se divisan centenares de edificios que surgen como estacas descomunales en los cerros paisas. Y pensar que hace un tiempo, antes de su segundo embarazo, la exmodelo se sintió incómoda en este lugar de espacios generosos y austeros. “Al principio quería vivir en Bogotá, pero ahora que espero otro bebé tengo la convicción de que mi nuevo hogar es ideal para cualquier niño. Aquí existe la conciencia de la solidaridad ciudadana. Medellín es un buen vividero”.

La exreina mompoxina y el joven delfín se mudaron a la capital antioqueña en 2012, meses después del nacimiento de Jerónimo, el primogénito, quien fue bautizado así en honor a su único tío paterno. Desde adolescente, Tomás supo que de esta manera le retribuiría todo el amor a su hermano.

En la actualidad, Jerónimo Uribe Moreno y su esposa, Shadia Farah, viven en California, pero desde la distancia siguen paso a paso los antojos y malestares del segundo embarazo de Isabel Sofía. “Les juro que yo quiero tener tres hijos, pero con lo mal que me ha ido ahora, no sé. Los mareos y náuseas son insoportables”.

Con tantas maluqueras, como dice ella, ni siquiera ha tenido tiempo para alistar la llegada de su nuevo hijo. Gracias a Tomás, promotor del reciclaje y la onda ecológica, se ahorró las jornadas de compras para el ajuar del nuevo niño, quien heredará la ropa, el coche, la cuna y algunos juguetes del hermanito. “Por mis papás y mis suegros no me gusta la ostentación. Mi apartamento lo dice todo. Aquí no hay lujos. Para mí es más importante construir los valores de la familia que una casa llena de cosas”.

Precisamente, en este apartamento el expresidente Álvaro Uribe descubrió un espacio de distensión en el que procura no hablar de las estrategias de campaña del Centro Democrático, ni de confrontaciones políticas. Allí corre y juega a sus anchas con su nieto Jerónimo.

Los fines de semana, la familia completa se desplaza al campo, donde pasean en el caballo que el abuelo le regaló al niño. “Su preocupación es que mi bebé aprenda a amar la naturaleza. Por su lado, Lina le enseña los nombres de las flores y los animales”.

Este remanso les permitió a Isabel Sofía y Tomás retomar el control de una nueva vida, lejos de los medios nacionales que miran con lupa cada uno de sus movimientos laborales. “Mi esposo y mi cuñado han sido injustamente criticados por algunos periodistas. Creen que hacen más débil a mi suegro cuando se meten con sus hijos”.

La cercanía al poder situó a Isabel Sofía Cabrales en una encrucijada que no le permite definir con claridad las virtudes de la política: “en caso de que a alguno de mis hijos le interesara lo apoyaría. Pero ojalá que no sea así porque la política tiene cosas muy feas como cuando se meten con la familia”.

Mientras llega el momento de su segundo parto, la nuera del senador electo Uribe encontró otra manera de integrarse a la vida laboral de su nueva ciudad. Con su amiga, la empresaria Alejandra Gómez y una de las socias de los restaurantes Delirio y Romero, de Medellín, impulsan la marca de accesorios Alpha Marquezza que ellas mismas diseñan y promocionan. Todo empezó con un negocio focalizado para vender solo entre las amigas, pero tuvieron tanto éxito que dentro de poco lanzarán la segunda colección de fabricación manual y con baños de oro. Isabel y Alejandra no abrirán almacén, pero en lugar de esto reforzarán las redes de distribución en varias boutiques de Bogotá, Cartagena y Barranquilla. Isabel Sofía Cabrales es consciente de que el respaldo del reinado de belleza, su larga experiencia en el modelaje y su entorno político le han dado credibilidad y prestigio en el diseño. “Quiero ser la mejor esposa y mamá del mundo. Quiero meterme de lleno en mis accesorios. ¿Qué más le puedo pedir a la vida?”.

Alfonso Otoya y Laura Pardo
. Le darán un nieto a Rafael Pardo

En medio del corre-corre que le implica ser el alcalde encargado de Bogotá, Rafael Pardo sacó tiempo para acompañar a su hija Laura a hacerse la ecografía con la que le confirmaron que su bebé es un niño y que nacerá en septiembre. Pardo fue el celestino del matrimonio de Laura y Alfonso Otoya, quien formó parte del equipo de campaña del político a la Presidencia de la República en 2010. Las dos familias están dichosas con la llegada de su primer nieto quien aún no ha nacido y ya generó un conflicto de intereses. Los Pardo son hinchas furibundos del Santa Fe y los Otoya del Cali. “Con Jaime, el otro abuelo, hicimos un acuerdo de que el niño iba a ser hincha del mejor equipo del momento. Estamos en un lío porque Cali ganó el último campeonato y Santa Fe es el equipo con mejor posición en el ranking de la FIFA”, cuenta Pardo, quien no ve la hora de que nazca su nieto para llevarlo a El Campín, y comprarle balones, algo que no pudo hacer con sus tres hijas, fruto de su matrimonio con Claudia de Francisco. El ministro de Trabajo viaja con frecuencia a Cali para visitar a su hija y a su yerno quienes viven allí hace año y medio. Ella trabaja en banca y él es secretario de Desarrollo Administrativo de la alcaldía de esa ciudad. Según Laura, estos tres meses y medio de embarazo han transcurrido sin mareos y antojos. La familia Pardo-De Francisco tiene un grupo en WhatsApp donde comparten fotos de las ecografías y sugieren posibles nombres para el bebé.

Natalia Ordóñez y Daniel Palis. Papás por primera vez


Cuando Natalia, la segunda hija del procurador Alejandro Ordóñez lo llamó a contarle que Marcelo, el supuesto niño que estaba esperando, iba a ser realmente Salomé, él no tuvo otra opción que echarse a reír pues lleva 30 años esperando a que llegue otro varón a la familia. Además de su esposa, Beatriz Hernández, sus tres herederas, y su primera nieta Luciana, ahora el hombre poderoso del Ministerio Público espera con ansias el nacimiento de su segunda nieta cuyo parto está programado para julio. Natalia y su esposo, Daniel Palis, se casaron por lo católico en febrero de 2013 en la iglesia San Agustín de Bogotá bajo el rito tradicional de la misa en latín. El embarazo de su primogénita, que va por su sexto mes, ha sido muy tranquilo. Natalia no ha sentido mayores molestias ni ha aumentado mucho de peso. Ella sigue administrando su propia marca de ropa y él hace un MBA en el Cesa. Natalia describe a su papá como un abuelo alcahueta y cariñoso: “cuando nació Luciana la visitaba todas las mañanas antes de ir a la oficina y a veces se acostaba con ella en una hamaca a leerle cuentos para arrullarle el sueño y él era quien se quedaba dormido”. Así como Natalia y Daniel, los abuelos se debaten entre los nervios y la emoción de cargar a la futura bebé: “estamos muy contentos con la llegada de este pedacito de cielo en la Tierra”, dicen casi en coro.

Horacio José Serpa y Natalie Millán. Crece la dinastía de Horacio Serpa

El senador electo Horacio Serpa y su esposa, Rosita, cuentan los días para la llegada de su tercer nieto. En su casa se vive un ambiente festivo, como si fuera la primera vez, por cuenta del bebé que tendrán el concejal de Bogotá Horacio Serpa Jr. y la cartagenera Natalie Millán.

La futura madre apenas tiene dos meses de embarazo, con el beneficio de que no ha padecido las náuseas y malestares propios de los días de gestación. “Mis suegros quieren que sea niña porque ya tienen dos nietos varones. Pero creo que mis papás desean un niño porque solo tuvieron mujeres”, explica la nuera del dirigente liberal.

Pese a la euforia familiar por la proximidad de un nuevo nieto, la pareja conformada por Horacio José y Natalie ha manejado con cautela los preparativos que acarrean la visita de la cigüeña. “Todavía no hemos comprado nada. Lo haremos cuando se me vea el embarazo”. Mientras llega la fecha del nacimiento, los futuros padres, abuelos, tías y amigos barajan los nombres del bebé que nacerá hacia finales de octubre.
LO MÁS VISTO