Suscríbase

Reciba en su correo nuestras noticias y entérese de lo último de los famosos.

Los ángeles de Jota Mario Valencia

Los ángeles de Jota Mario Valencia

Revista Jet-Set

'Ellos están aquí' es el cuarto libro del periodista y presentador de RCN Televisión, con el cual regresa al tema de los seres celestiales. A partir de su experiencia, recopila historias de gente que se ha encontrado con su ángel de la guarda.
Jota Mario Valencia dice que su ángel de la guarda trabaja horas extras, y que nunca le ha fallado. Foto: ©Imagen Reina/13.
Por: Edición 2759/1/2014 00:00:00
Aunque desde niño le rezaba al ángel de la guarda, Jota Mario Valencia solo sintió la presencia de este ser celestial en la grabación de un programa de televisión en Medellín. De eso han pasado más de 20 años, pero su recuerdo es vívido. El programa se llamaba Indiscretario con Jota Mario y su invitado era Luis Carlos Barbotto, un ingeniero experto en hipnoterapia, quien en medio de la entrevista empezó a hablarle del Espíritu Maestro. Jota trató por todos los medios de evitar el tema y desviar la conversación a algo más terrenal, pero Barbotto insistía. “Nos fuimos a un corte a comerciales, y a pesar de que las luces del estudio calentaban terriblemente, y que estaba vestido de saco y corbata, empecé a sentirme muy fresco y plácido. Como si hubieran encendido un aire acondicionado. La sensación era rarísima y mi cansancio de un día de mucho trabajo desapareció”, cuenta. El programa siguió y, esta vez, el presentador se interesó en lo que el entrevistado tenía que decirle acerca de ese ser espiritual. En resumen, todo lo que había sentido era la presencia del ángel de la guarda, y de esta experiencia nació su primer libro: Volver a vivir. Luego escribió El ángel del amor, que hoy es sugerido en algunas facultades de teología; y Correo angelical, en el que explica las formas de comunicación entre ángeles y humanos.

Para seguir con lo que él ha llamado su “misión en este mundo”, Jota Mario acaba de escribir su cuarto libro sobre la temática celestial. Con Ellos están aquí. Huellas del infinito poder de nuestros ángeles, el periodista presenta varios relatos de personas que, inspiradas en sus anteriores publicaciones, le han contado sus propias vivencias con los ángeles. “Soy un comunicador y en casi 35 años de carrera he narrado toda clase de historias en televisión. Pero siento que debo difundir la noticia de que no estamos solos en este mundo, que los ángeles nos acompañan y que Dios está permanentemente con nosotros”, dice. Sin ser un beato, ni tener locuras místicas, empezó a estudiar y se encontró con que no importa la religión, la cultura o el momento histórico de la humanidad, los ángeles siempre han existido.

El tema lo emociona hasta las lágrimas, más cuando recuerda una de las historias que está en el libro: la de un hombre que se salvó de morir en un accidente aéreo, gracias a que un misterioso maletero le refundió su maletín personal en el que guardaba su pasaporte, y perdió el vuelo. Es de esa manera como se manifiestan los ángeles guardianes. Jota no cree que exista el ángel de Aries, ni el de Tauro. Tampoco lo ve como el que entra en la casa de Saturno, y mucho menos acepta la teoría de que cada persona tiene uno específico por el día en que nació. “Cuando fuimos concebidos se nos entregó un ser que nos acompaña, nos protege y nos habla al oído. Respeto a la gente que vive de montar consultorios de ángeles para llevar comida a la casa. Pero ellos no necesitan oraciones, novenas, sahumerios, pirámides, péndulos o canalizadores para obrar en nuestras vidas. No se necesita un intermediario para encontrar al que no se ha ido nunca, al que está contigo”.

Jota Mario no desconoce que él ha sido blanco de críticas por los comentarios que hace en su programa de televisión Muy buenos días. Y que muchas personas se preguntarán con qué derecho escribe sobre ángeles. “Con el derecho que tiene cualquier ser humano –responde–. Soy una persona común y corriente y tengo contradictores, como los tiene Dios, el papa, Falcao y cualquiera que se gana enemigos gratuitos”. Finalmente se define como un hombre de fe, que hace todo con una enorme honestidad, sin engaños ni intereses mezquinos en lo que escribe.
LO MÁS VISTO