Suscríbase

Reciba en su correo nuestras noticias y entérese de lo último de los famosos.

Hugh Hefner: boda con la conejita que lo dejó plantado

Hugh Hefner: boda con la conejita que lo dejó plantado

Revista Jet-Set

El magnate de Playboy perdonó a Crystal Harris por abandonarlo el año pasado a escasos cinco días de su matrimonio y se casará con ella en la próxima víspera de Año Nuevo.
En contra de la etiqueta, Crystal no le devolvió a Hefner el anillo de 90 mil dólares que él le había dado como obsequio de compromiso. Foto: Look Press Agency
Por: 14/12/2012 00:00:00
Dicen que nadie se tropieza dos veces con la misma piedra, pero Hugh Hefner es la excepción a la regla. El fundador y propietario del imperio Playboy, de 86 años, está como un quinceañero gracias al final feliz que pronto tendrá su historia de amor con Crystal Harris, la conejita que en junio del año pasado lo dejó viendo un chispero al huir de su lado cinco días antes de su casamiento con él.

El novelesco episodio puso para muchos en evidencia el declive de un donjuán profesional como el empresario, mucho más cuando en la fecha en que estaba programada la boda, la bella modelo de 26 años, sesenta menos que él, se fue de rumba a Las Vegas y le dijo a una emisora que el millonario no la excitaba y que jamás lo había visto desnudo. Eso sí, no le devolvió el anillo de compromiso, valorado en noventa mil dólares, ni el lujoso automóvil Bentley que también formaba parte de sus regalos de bodas. Pero el humillado Hef por lo único que peleó fue por su perro Charlie, el cual Crystal sí accedió a retornarle.

A comienzos de este año ellos retomaron su relación y, según tmz.com, hoy están mejor que nunca. “La pareja ha trabajado en sus problemas previos y recientemente decidieron de nuevo que querían casarse”, dijo el portal de internet, el cual también informó que el tiempo que estuvo lejos de su futuro marido le sirvió a la novia para aprender a ser independiente.

Al cierre de esta edición, los novios ya tenían su licencia para casarse en Beverly Hills. Del resto, los preparativos no serán tan exigentes, pues habrá menos invitados que los proyectados en su intento fallido y ella lucirá el mismo traje de novia que también dejó botado cuando salió corriendo de la mansión Playboy.
LO MÁS VISTO