Suscríbase

Reciba en su correo nuestras noticias y entérese de lo último de los famosos.

Burt Reynolds: “Mi traga maluca es Sally Field”

Burt Reynolds: “Mi traga maluca es Sally Field”

REVISTA JET-SET

Viejo y arruinado, el símbolo sexual de los años 70 le confesó a Vanity Fair que la actriz es el verdadero amor de su vida.
Los actores en Nueva York en 1978, cuando protagonizaban el noviazgo más sonado del cine. Cuatro años después se separaron.
Por: 19/11/2015 00:00:00
La de Burt y Sally fue una de esas relaciones entre estrellas que despiertan una curiosidad enfermiza entre la prensa y el público. Él era un hit en taquilla, pero cuando se desnudó para Cosmopolitan, algo muy atrevido en 1972, se afianzó como el hombre más deseado de la época. Ella, famosa protagonista de La novicia voladora, era respetada como comediante y actriz de carácter. Y cuando se juntaron en cintas como Dos pícaros con suerte, el éxito no pudo ser más arrollador. En 1982 el idilio se derrumbó porque él, además de mujeriego, tenía un carácter incomprensible. 
Reynolds confiesa hoy que daría lo que fuera por devolver el tiempo, pues concluye que Sally es “el amor de mi vida”. “La extraño terriblemente. No sé cómo pude ser tan estúpido. Pero así son los hombres. Encuentran a la persona perfecta y lo hacen todo para embarrarla. Así soy yo”, le expresó a Vanity Fair.
Con su nuevo libro de memorias, But Enough About Me, Burt pretende paliar su pavorosa situación económica. En el esplendor de su carrera, ganaba diez millones de dólares al año, tenía propiedades en todo Estados Unidos, 150 caballos, jet y helicóptero privado. Pero malas inversiones, deudas y su amargo divorcio de Loni Anderson lo empobrecieron, al punto que de actor nominado al Óscar pasó a estrella de cine clase B para subsistir. En fin, un rosario de penurias de las que solo podría consolarlo su amada Sally. ¿Será que se le mide
LO MÁS VISTO