Suscríbase

Reciba en su correo nuestras noticias y entérese de lo último de los famosos.

Alejandro Santo Domingo y Charlotte Wellesley están entre las parejas mejor vestidas del mundo

Alejandro Santo Domingo y Charlotte Wellesley están entre las parejas mejor vestidas del mundo

REVISTA JET-SET

Vanity Fair incluyó al empresario colombiano y a su esposa inglesa, hija del duque de Wellington, entre los dúos más elegantes de su prestigiosa lista, al lado del presidente Barack Obama y su esposa Michelle.
Alejandro, de 39 años, y Charlotte, de 25, viven en Nueva York. Él está dedicado a los negocios de su familia y es cofundador de Tiger Chark, una firma de consultoría estratégica. Ella, estudió Arqueología y Antropología en la Oxford University y desciende de la reina Victoria de Inglaterra.
Por: Jet-set.com5/10/2016 00:00:00

Alejandro Santo Domingo ya había merecido en 2011 un lugar en esta selecta nómina de personalidades, que desde hace casi ocho décadas es el referente máximo para saber quién es quién en cuestiones de estilo en el jet set. Cinco años más tarde, el industrial colombiano vuelve a aparecer en la lista, pero esta vez muy bien acompañado por su esposa Charlotte Wellesley, una de las mujeres más distinguidas de la nobleza inglesa, con quien se casó en mayo pasado.

La lista internacional de los mejor vestidos fue creada por Eleanor Lambert, una admirada promotora de la moda en Estados Unidos, y desde 2004 está a cargo de la revista Vanity Fair, que este año la dividió en varias categorías, como profesionales, Hollywood, hall de la fama, originales, hombres, mujeres y parejas. De esta última hacen parte Santo Domingo y su señora, al lado de Barack Obama, presidente de Estados Unidos, y su esposa Michelle Obama; John Elkann, heredero de la fortuna Agnelli, y su esposa Lavinia Borromeo; y Wes Anderson, actor y director de cine, y su novia Juman Malouf, ilustradora y diseñadora de vestuario.

Los Santo Domingo también alternan en la lista con figuras de la realeza como la reina Isabel II de Inglaterra, quien mereció una mención especial, su nieto, el príncipe Harry de Gales, y la reina Máxima de los Países Bajos. También aparecen millonarias como Eugenie Niarchos, estrellas de Hollywood como Helen Mirren, además de cantantes como Lady Gaga y gobernantes como el premier de Canadá, Justin Trudeau.

Cuando le preguntaron quién es su ídolo del estilo, Alejandro contestó: “Mi padre”, al referirse al empresario Julio Mario Santo Domingo, a quien ha reemplazado al frente de los negocios de su familia desde su muerte en 2011. En materia de presentación personal, también ha sido un excelente continuador de su progenitor, quien hace parte del hall de la fama de la lista, un honor que solo merecen aquellos personajes que han cumplido la hazaña de aparecer varias veces en un registro tan exigente y selectivo. La madre de Alejandro, Beatrice Dávila de Santo Domingo, también se halla en este hall de la fama, junto con la princesa Grace de Mónaco, Coco Chanel, la duquesa de Alba, Catherine Deneuve, Giorgio Armani, el duque de Edimburgo y el barón Guy de Rothschild, entre otros.

El heredero cuenta además que su sastrería favorita es Anderson & Sheppard, un verdadero hito de la calle Savile Row, la emblemática meca del buen vestir masculino en el centro de Londres, y que ha vestido a los hombres más elegantes del mundo desde 1906. Allí, el empresario se mantiene fiel a una preferencia básica: “Me gusta vestir de manera tradicional. Uso trajes hechos a la medida con chaquetas de dos botones y dos aperturas. Y me encantan las corbatas de Hermès y Turnbull & Asser”, le dijo a Vanity Fair en 2011.

Su esposa, quien como hija del duque de Wellington merece el trato de cortesía de lady Charlotte Wellesley, le dijo a la centenaria revista neoyorquina que la pieza favorita de su ropero es el vestido que usó en su boda con Santo Domingo, “así no lo vuelva a usar nunca más”. Se trata, con certeza, de una notable pieza, que ya empieza a ser considerada de culto por las expertas y aficionadas a los atavíos nupciales famosos.

La prenda fue diseñada por Emilia Wickstead, a quien Charlotte nombró entre sus modistas predilectas, al lado de la caleña Johanna Ortiz, junto a la casa Brock Collection. Y si su marido citó a su padre como su ídolo en materia de estilo, ella mencionó a su madre, la princesa Antonia de Prusia, bisnieta del káiser Wilhelm II de Alemania y, a través de él, descendiente directa de la reina Victoria de Inglaterra. De ella, Charlotte dice que adora su larga cabellera y sus joyas de oro.

En fin, los Santo Domingo se han ido tomando este exclusivo listado, como pocas familias del jet set lo han hecho, lo cual recuerda además cómo se han convertido en el centro de la escena social de la Capital del Mundo. Además de los padres de Alejandro, allí también ha sido aplaudido el gusto de su hermano Andrés y su esposa Lauren Santo Domingo, al igual que el de su sobrina Tatiana Santo Domingo.

LO MÁS VISTO